San Antonio de Padua: quién fue y por qué se conmemora este 13 de junio

Este 13 de junio, la comunidad católica conmemora a San Antonio de Padua, una de las figuras más veneradas en la historia del cristianismo.

Actualidad 13 de junio de 2024 I24

san-antonio-padua_416x234

Nacido como Fernando de Bulhões el 15 de agosto de 1195 en Lisboa, Portugal, este fraile franciscano es conocido por su profunda fe, su elocuente oratoria y los numerosos milagros que se le atribuyen.

San Antonio provenía de una familia acomodada, pero a los 20 años experimentó una transformación espiritual que lo llevó a abandonar su vida mundana para unirse a la Orden Franciscana. Atraído por el ideal de pobreza y sencillez de la orden, se comprometió plenamente a ayudar a los más necesitados y a predicar el Evangelio.

Dotado de una inteligencia excepcional y una memoria prodigiosa, San Antonio se destacó rápidamente en sus estudios teológicos. Se convirtió en un renombrado profesor en la Universidad de Padua, Italia, donde su erudición y su habilidad para explicar las sagradas escrituras cautivaron a sus alumnos. No obstante, su verdadera pasión era la predicación del Evangelio. Recorrió Europa ofreciendo sermones apasionados y profundos que conmovían a las multitudes.

El don de oratoria de San Antonio, junto a su profunda fe y su amor por Dios, lo convirtieron en uno de los predicadores más célebres de su época. A él se le atribuyen numerosos milagros, como la resurrección de un niño, la curación de enfermos y la aparición del Niño Jesús en sus brazos. Estos prodigios, sumados a su vida ejemplar y su incansable labor evangelizadora, lo convirtieron en una figura venerada en todo el mundo.

San Antonio falleció el 13 de junio de 1231, y solo un año después, fue canonizado por el Papa Gregorio IX. Desde entonces, ha sido conocido como "el santo de los milagros", "el santo de todo el mundo" y "Doctor Evangélico". Su festividad se celebra cada año el 13 de junio, un día en el que los fieles recuerdan y honran su legado de fe, amor y servicio al prójimo.

En Argentina, como en muchos otros países, San Antonio de Padua es ampliamente venerado. Numerosas iglesias y capillas llevan su nombre, y miles de fieles participan en misas y procesiones para celebrar su vida y pedir su intercesión. En este día, se reflexiona sobre su ejemplo de entrega total a Dios y su incansable esfuerzo por difundir el mensaje del Evangelio.

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email